El declive de las abejas

Son diversos los factores que dan consecuencia al declive de los polinizadores, incluyendo en gran medida a las abejas gestionadas o de críanza y a las silvestres. La Plataforma Intergubernamental sobre la Biodiversidad y los Servicios Ecosistémicos difundió recientemente un estudio sobre la situación de las abejas, que identificó entre los mayores factores de declive de las abejas en el mundo: el cambio de uso de suelo (urbanización, cultivos), las enfermedades de las abejas, las intoxicaciones de las abejas por plaguicidas y el cambio climático.

La presencia, la diversidad y la abundancia de determinadas especies de los polinizadores silvestres han disminuido a escalas local y regional en Europa Noroccidental y América del Norte. Aunque la falta de datos acerca de los polinizadores silvestres (identidad, distribución y abundancia de las especies) propios de América Latina, África, Asia y Oceanía impide formular una afirmación de carácter general sobre su situación regional, se han registrado disminuciones a nivel local. Resulta imprescindible monitorear a largo plazo a escala nacional o internacional tanto a los polinizadores, como a la polinización a fin de proporcionar información sobre la situación y las tendencias correspondientes a la mayoría de las especies y a diferentes partes del mundo.

Estudios de diversos cultivos comprueban que es directamente proporcional la falta de polinizadores a la baja de producción. La abundancia, diversidad y salud de los polinizadores y la provisión de polinización se ven amenazadas por factores impulsores directos que generan riesgos para las sociedades y los ecosistemas. Entre las amenazas figuran el cambio en el uso de la tierra, la gestión intensiva de la agricultura y del uso de los plaguicidas, la contaminación ambiental, las especies exóticas invasoras, los patógenos y el cambio climático.

  • Black Facebook Icon
  • YouTube